Concierto en la cárcel

El día 12 de Diciembre de 2015, festividad de la Virgen de Guadalupe se celebró el concierto de la Coral de San Antonio de Benagéber en el Centro Penitenciario de Valencia, a iniciativa de la Pastoral Penitenciaria de la diócesis.

Fue uno de esos acontecimientos que, con apariencia de anodinos, resultan ser genialmente extraordinarios en todos sus detalles.

La idea se gestó un día que daban un recital en mi parroquia, y como conozco a bastantes miembros de la agrupación, porque la que no es catequista es compañero del Consejo de Pastoral, o del IDR, le dije a Tere -una soprano con una prodigiosa voz- con la que estaba en tratos para que su hija Blanca se hiciera voluntaria:

-      Os voy a llevar a la cárcel…

-      Pues … esta Navidad podíamos ir…

Y así fue. Se fijó la fecha en el domingo gaudete. Empezamos a gestionar los permisos de entrada. Cuesta conseguir escanear veintisiete DNIs por las dos caras, pero contamos con la inestimable colaboración de Paco Peñarrocha, que es el directivo encargado de este tipo de cosas, y nos facilitó mucho los trámites. Autorizó la entrada de vehículos, y, una vez dentro del recinto, dándonos las instrucciones de seguridad: dejar bolsos y móviles en los coches, nos hicimos la foto de la entrada donde estábamos todos, antes de la primera acreditación. Acudió el Director de la Pastoral,  D. Víctor Aguado, y el responsable religioso, el P. Mariano, S.J., así como el responsable del área social, D. Francisco Arcís. Y empezó la experiencia para los miembros del coro, pues entre puertas y cancelas, para llegar al lugar del concierto hay que atravesar ocho puertas, tres controles, un arco de seguridad… a continuación, cambiaron el DNI por una tarjeta identificativa, y por fin llegamos a la sala del centro sociocultural, tras la correspondiente excursión por los pasillos, que son unos cientos de metros.

Subieron al escenario y empezaron a templar voces. Llamaron a los internos. Y tuve el honor de hacer la presentación. Les dije a mis queridos internos que, como en la historia de la aparición de Nuestra Señora de Guadalupe, en que la Virgen ofreció rosas en una estación en la que no suele haberlas, el coro les iba a ofrecer a ellos las rosas de cada canción que cantaran. Que pusieran su mente en blanco y se dejaran permear por la hermosura de la música, porque así se conseguiría poner algo bello encima de lo que es feo, y nuestros invitados se sentirían felices de lograrlo.

Empezó el recital. La verdad es que Michel, el director, ha conseguido un coro muy logrado, y enseguida se creó esa atmósfera especial que se palpa cuando algo está en estado de gracia, porque se percibe una paz especial. Los miembros de la agrupación tenían la voz apretada por la emoción producida por sitio en el que estaban, y cantaban con verdadera unción produciendo una calidez sonora con una untuosidad y tan dilatado gradiente que la experiencia resultó feliz. Feliz para quien la daba y feliz para quienes la recibíamos. Dejaron flotando en el aire un sentimiento de dulzura.

Consiguieron su propósito, solazaron a los presos. Alguno hubo que se quedó gratamente sorprendido, pues nunca había tenido la experiencia de oír una masa coral así en directo. Otros sí lo habían hecho. Sin embargo, cuando entonaron “Noche de paz”, alguien metió la cabeza entre las manos y empezó a llorar sin poder contener la emoción. Era un agolparse de repente la sensación de tantos recuerdos de esta entrañable celebración familiar contemplada desde la separación del cautiverio, en un sitio de dolor, pero el coro sonaba tan bien que dejaba casi curadas esas heridas, porque la belleza recordaba inevitablemente la sensación de felicidad. Cuando eso sucede, se llora.

Al día siguiente, uno de los internos que asistió me decía:

-      He oído muchos coros en Alemania, en Austria…, pero… ¡Nada como ésto!; ¡Que regalo nos hicísteis…!

Hubo bises, y acabó el recital con la suavidad con que empezó.

Para la salida vino a por nosotros el Jefe de Servicio, que se encargó de controlar personalmente cada DNI y cada nombre de la lista.

Ya una vez fuera pasamos a la cafetería a tomar un refresco o un café. Eran dignas de ver las caras de satisfacción de los corales. Con ese marchamo de … “no me creo donde hemos cantado…”, haciendo sus comentarios y observaciones, pero felices. Con una clase de felicidad que ellos tampoco habían experimentado: que cuando se hace algo por los demás, siempre, siempre, se recibe más de lo que se da. Y si lo que hacemos consiste en que donde el mundo ve deshechos nosotros vemos personas, y las tratamos como hermanos… entonces lo que pasa es muy grande.

Todos, todos, me dijeron que quieren volver…

Mariano Jiménez

Voluntario

Coro de niños

Este domingo ha comenzado.

Os dejamos aqui un par de fotos.

Desde la Sociedad coral nos informan que en este enlace tendréis puntual información del coro de niños (y en la web toda la información de la Sociedad Coral San Antonio de Benagéber)

Desde la parroquia estamos muy ilusionados con este nuevo proyecto, y os animamos a todos los niños a participar en él y a los adultos, si así lo deseáis a uniros a la SCSAB.

Buena suerte al coro de niños.

IMG_8300 IMG_8301

Charla EL RENACIMIENTO DE TU FE

Comenzando con el ciclo de charlas de la parroquia, queremos empezar con una conferencia, que ofrecerá una de nuestras feligresas, sobre su experiencia con la Fe.

Una oportunidad para compartir, profundizar e intercambiar experiencias.

El martes 3 de noviembre a las 19:30 horas.

Os esperamos a todos.

Charla 1ª 15-16

Os informamos también que en breve tendremos lista la programación formativa del curso 2015-2016 y os la comunicaremos tanto vía web como newsletter y  Facebook

Mons. Escudero presenta el segundo ciclo del IDE

Varios miembros del IDE, entre ellos los animadores y los secretarios, acudieron el pasado 26 de septiembre a la presentación del segundo ciclo del itinerario, a cargo de Mons. Escudero.

El obispo auxiliar de Valencia, monseñor Esteban Escudero, y el vicario de Evangelización, Javier Llopis, han presentado este fin de semana en el Seminario Mayor “La Inmaculada” de Moncada el segundo ciclo del Itinerario Diocesano de Evangelización (IDE) que dará comienzo en octubre.

La presentación tuvo lugar en el salón de actos del Seminario de Moncada y en ella y tras la celebración de un tiempo de oración se presentó el segundo ciclo del Itinerario a los animadores y a los secretarios de los grupos del IDE.

Este segundo ciclo del IDE lleva por lema “Convertíos y creed en el Evangelio” y en él se abordarán las grandes acciones evangelizadoras de la parroquia, centradas en las acciones comunitarias en las que se destaca la recepción del Evangelio como mensaje y como gracia. El Itinerario se desarrollará en esta primera etapa, desde este mes de octubre hasta enero de 2016, bajo el título “La vida de la comunidad cristiana”, y en una segunda, desde febrero hasta junio de 2016, se abordarán los sacramentos bajo el título: “El despliegue sacramental”.

Está previsto que el cardenal arzobispo de Valencia, Antonio Cañizares, presente este segundo ciclo del IDE en cada una de las vicarías a partir de octubre.

 

http://idevalencia.org/comienza-en-octubre-el-segundo-ciclo-del-itinerario-diocesano-de-evangelizacion/

http://paraula.org/noticias/mons-escudero-presenta-el-segundo-ciclo-del-itinerario-diocesano-de-evangelizacion/

LLAMARON A MI PUERTA

Estando tranquilamente en mi casa, descansando después de un duro día de trabajo, llamaron a mi puerta uno tras otro…

 Un inmigrante, un mendigo, un alcohólico, un parado…

 A todos ellos los expulsé irritado desde la puerta: ¡Largo de aquí!

 ¡Que te den trabajo en tu país! Le dije al inmigrante.

 ¡Trabaja y no vivas del cuento! Le grité al mendigo.

 ¡Si estás así, tú te lo has buscado! Le recriminé al alcohólico.

 ¡Si no trabajas es porque no quieres! Le dije al parado.

 Finalmente llamó a mi puerta la injusticia y bruscamente entró en mi casa, sin yo quererlo, dejándome: sin trabajo, sin dinero, sin casa y sin amigos.

 Desesperado fui yo, llamando de puerta en puerta, pidiendo ayuda…

 Siempre oía lo mismo: ¡Largo de aquí; no molestes!

 Me vi obligado a marchar de mi tierra, vagando de un sitio a otro. Me di cuenta, lo hostil que puede llegar a ser el mundo cuando eres alguien que no cuenta para nadie.

Refugiado en el alcohol lloré amargamente y tirado en un rincón de la calle, quedé dormido encima de unos cartones.

Al despertar, me encontré de nuevo en mi casa, acostado sobre mi cama. 

La terrible pesadilla me hizo reflexionar sobre la vida misma.

 Y desde aquel día me di cuenta que no debemos girar la cabeza, cruzarnos de brazos, o actuar con indiferencia frente a la realidad de nuestro prójimo 

Cáritas, también este mes, llama a nuestra puerta

 Gracias y que Dios os bendiga.

                                                                 Septiembre, 2015

Caritas informa

 

 ES NECESARIO UN CAMBIO EN LA POLÍTICA MIGRATORIA: 

EL CONTROL Y EL MIEDO NO SON ACEPTABLES 

Cáritas, CONFER y Justicia y Paz dicen NO a la política del miedo, Sí a la política de la integración, la acogida y el desarrollo de los pueblos. 

Madrid, 2 de septiembre de 2015.- Los sangrantes e inhumanos acontecimientos de los que estamos siendo testigos en la Frontera Este (Serbia, Grecia, Macedonia…), apenas un par de meses después de la presentación de la Agenda Europea de Inmigración, además de un saldo en vidas, en dramas humanos, arroja un saldo de ineficiencia política inaceptable en términos de dignidad y defensa de los Derechos Humanos, que nuestra sociedad no puede permitir.

No es solo una crisis humanitaria. Es el estrepitoso fracaso de una política mal llamada migratoria y que se reduce a un indecente y millonario control de flujos (Frontex, Eurosur…) sostenido sobre el discurso del miedo a la invasión del diferente. Los Cayucos, Lampedusa, Ceuta y Melilla, la situación en Serbia, Grecia o Macedonia son consecuencias estructurales de esa desenfocada política, no las causas.

No es solo una crisis de refugiados. No podemos, ni debemos quedarnos sólo en una respuesta de emergencia a todas esas personas que, efectivamente, necesitan de nuestra protección. La realidad que hoy vivimos, es el resultado de una falta de políticas coherentes que aborden la complejidad de las causas que motivan la movilidad humana. Falta de coherencia en política exterior, en política económica, en políticas de cooperación para el desarrollo.

Es el resultado de una ausencia de política de cooperación para el desarrollo que olvida que detrás de cada decisión de abandonar una casa, un trabajo y una vida hay una causa de expulsión (la guerra, la falta de oportunidades, el cambio climático…) y personas a las que proteger y garantizar sus Derechos Humanos.

Es el momento de abordar el reto que, como sociedad, ya estamos afrontando; impidiendo que estos sucesos que nos llenan de dolor y vergüenza se produzcan de forma cíclica. La única solución propuesta por los gobiernos, la vía de la seguridad, no es viable, ni en términos de humanidad, ni en términos políticos.

Es el momento de reconocer al otro, al diferente, no como un invasor sino como un igual con los mismos derechos, como un aporte positivo a nuestra sociedad mestiza; cómo un hermano en dificultad para el que hay que buscar un sitio, aunque estemos más estrechos. 2

Europa y España no pueden perder esta oportunidad para repensar sobre las políticas desarrolladas hasta ahora, para proteger a las personas que intentan llegar a nuestro territorio, para invertir en políticas para el desarrollo y en políticas de integración.

Nos unimos al mensaje del papa Francisco que en su reciente viaje a América Latina animaba a la comunidad cristiana y a toda la sociedad a no tener miedo y a pedir un cambio “… un cambio real, un cambio de estructuras. Este sistema ya no se aguanta, no lo aguantan los campesinos, no lo aguantan los trabajadores, no lo aguantan las comunidades, no lo aguantan los pueblos… Y tampoco lo aguanta la Tierra, la hermana madre tierra”. 

Estamos huérfanos de una verdadera política de migraciones. Pedimos a los gobernantes que asuman con proactividad el reto histórico de parar de construir vallas, muros y rejas proponiendo soluciones y políticas que pongan en el centro a las personas:

 Creando vías de protección y acogida efectivas para los refugiados.

 Generando y desarrollando más vías legales de acceso a nuestro territorio a las personas migrantes.

 Visibilizando que la movilidad humana es siempre una oportunidad para nuestra vieja Europa y no un riesgo.

Tenemos un gran reto como sociedad, dignificarnos como seres humanos, haciendo un sitio en nuestra casa y buscando caminos nuevos por los que todos podamos transitar.

Contactos Prensa:

Ana Abril (661 207 941) – Ana Guirao (91.444.13. 27)

 

acércate y conocenos